Las matriculaciones e motos en Europa crecieron un 8,2 por ciento durante los nueve primeros meses de 2018, según los datos de ACEM (Asociación de Fabricantes Europeos de Motocicletas) y Anesdor (Asociación Nacional de Empresas del Sector de las Dos Ruedas).

Según los datos consolidados de ambas entidades, desde enero hasta septiembre de este año se han matriculado 845.691 motocicletas en la Unión Europea: un 8,2% más que en el mismo periodo de 2017.

Por mercados, Italia se mantiene líder en número de matriculaciones, con 186.487 unidades vendidas en los nueve primeros meses de 2018; lo que supone un crecimiento del 5,1 por ciento, respecto al mismo periodo del año anterior. Le sigue Francia que, con 146.276 unidades matriculadas en este periodo y un incremento del 10 por ciento, se sitúa segundo por delante de Alemania y España. El país germano ha registrado un total de 140.628 unidades matriculadas entre enero y septiembre con un aumento del 11,1 por ciento. Por su parte, el mercado español es el que más crece de los cuatro: un 16,5 por ciento con 123.624 unidades matriculadas en los primeros nueve meses del 2018.

En cuanto al mercado de los ciclomotores ha registrado un descenso del 26,2 por ciento en Europa desde enero a septiembre de 2018, con 212.025 unidades matriculadas. Por países, España, con 10.991 unidades matriculadas, se sitúa séptimo en número de ventas y experimenta un descenso del 25,2 por ciento. Francia, Holanda y Alemania encabezan el ranking de matriculaciones con 51.498, 47.260 y 20.133 unidades matriculadas respectivamente en los primeros nueve meses del año.

A raíz de estos datos, el secretario general de ANESDOR, José María Riaño, ha indicado que “este crecimiento del mercado se debe, en parte, a la superación del efecto ‘fin de serie’ que se produjo por la entrada en vigor de la etapa Euro 4 para las motocicletas en 2017, pero también responde a que cada vez más europeos ven en la moto una perfecta solución para su movilidad”. Asimismo, Riaño ha señalado que “España, que se mantiene como cuarto mercado en número de matriculaciones de motocicletas, es el que más crece de los cinco mercados principales -un 16,5%-. Una situación que se debe a que países como Italia o Francia no experimentaron un descenso en las matriculaciones de motocicletas en 2017 mientras que España sí lo hizo, por lo que el crecimiento de este año es mayor en nuestro país”.

Por su parte, el secretario general de ACEM, Antonio Perlot, ha apuntado que “las matriculaciones de motos durante los primeros nueves meses del año muestran que el sector continúa el proceso de recuperación que se inicia en Europa en 2013. Aunque los volúmenes actuales de ventas en la Unión Europea se sitúan todavía por debajo de los de 2007, cuando se matricularon en torno a un millón y medio de motos, el sector acumula ya cuatro años consecutivos de crecimiento”.